Creatividad y nervios durante la semana de exámenes en Mediterráneo Culinary Center

VALENCIA (2 MARZO 2020).

Los alumnos de Mediterráneo Cullinary Center han tenido que sacar lo mejor de sí mismos para realizar los exámenes que han tenido lugar estos días. Nuestros alumnos, aplicados en las aulas y en los fogones, se han examinado bajo la atenta mirada de sus profesores.

Así, bajo la supervisión de sus docentes, los futuros cocineros se han enfrentado a exigentes pruebas donde la técnica adquirida, la creatividad de cada alumno, pero también los nervios han convivido estos días en nuestro centro.

Exámenes exigentes bajo presión, con un tiempo para elaborar los platos, y así demostrar, con sus creaciones, todos sus conocimientos adquiridos durante el curso. Gastronomía y nervios, ingredientes comunes a unas jornadas intensas.

El miércoles 25 fue el turno para nuestros alumnos de 2º de grado medio en  cocina y gastronomía, que tuvieron que elaborar un menú para que lo cataran y evaluaran un selecto grupo de profesionales de la hostelería compuesto por  Miriam de Andrés Grupo La Sucursal, Aroa López y Víctor Rodrigo de Samsha.

Sin duda fue una jornada muy intensa, de mucho trabajo en equipo, y de gran responsabilidad porque el jurado compuesto por los profesionales posee una amplia experiencia en el mundo de la restauración. Pese a la presión y la responsabilidad, la mesa compuesta por los gourmets que hicieron la cata acabaron muy contentos con la elaboración de los platos de nuestros alumnos ¡Sabor y creatividad al poder!

Por último, nuestra semana frenética de exámenes concluyó con dos pruebas de ámbitos diferentes. Así, el jueves por la mañana el turno fue para la pastelería, con las pruebas diseñadas para nuestros alumnos de 1º de grado medio de cocina y gastromía, y que contaron con la supervisión de la profesora Olga Padilla. A partir de mediodía, tomaron el relevo los alumnos de último curso de grado superior, que tras cuatro años en Mediterráneo Culinary Center, tuvieron que realizar el último examen del ciclo con la presencia de Carlos Monsonís, del restaurante Sonata 32, y Cristian del Restaurante Ameyal.